Publicado el: Mar, Nov 15th, 2016

Carta a los profesores del Cultca-Uptamca y al resto de los docentes del país

Prof en lucha salario justo

Por: Prof. Armando Guerra

Estimados compañeros

Les dirijo estas líneas a los profesores del CULTCA-UPTAMCA, que preocupados por las condiciones en que desarrollan su actividad docente y laboral, sientan la urgencia de tener una organización sindical fuerte, autónoma, independiente, democrática, que en su seno de cabida a todos los docentes, sin distingo políticos o religiosos, sin discriminaciones de permanencia en clases o escalafón y que esta organización sindical no tenga prácticas ni vínculo de complacencia con las autoridades, (propias o ministeriales) más allá de lo que obliga la relación laboral en el ejercicio y defensa de los Derechos Laborales comprendidos en las leyes, la CRBV, LOTTT, la contratación colectiva, y las conquistas que por uso y costumbre se sientan como reivindicaciones y por tal motivo sean objeto de su defensa.

Les dirijo estas líneas, convencido de su obligación y necesidad en mostrar ante sus estudiantes, los verdaderos valores que dan sustento a su importante labor, así como a llamarlos al cierre del ciclo iniciado hace más de ocho años, cuando se constituyó un sindicato, en el marco de la oleada de renovación sindical que se dieron los trabajadores en el país, con las banderas y promesas de enterrar los vicios del sindicalismo puntofijista hasta ese momento presentes y que hoy nuevamente evidenciamos de manera exacerbadas en el sindicato que nos dimos en ese entonces.

Lo antes descrito, además de resultar un antivalor a los principios asociativos de cualquier gremio, es al mismo tiempo la justificación para reaccionar y cambiar el estado actual de cosas sindicales en nuestra institución.

Es conocido que un creciente número de docentes de la Universidad Politécnica Territorial de los Altos Mirandinos “Cecilio Acosta” CULTCA-UPTAMCA, han iniciado un proceso de desafiliación de la organización SINBOPROCULTCA, y a la vez a adherido el rescate de las siglas SINPROCULTCA, anterior organización sindical que aglutinaba a los docentes de esta institución universitaria con el único fin de dotarse de un sindicato que por la organización y lucha de sus afiliados, defienda los intereses y Derechos Laborales de todos los profesores sin distingos de ninguna índole.

Consciente estamos de la grave situación por la que atraviesa el país. En los salones de clase evidenciamos la magnitud de la crisis en la mirada de nuestros alumnos. Nuestro personal obrero y administrativo, nos acompañan en el reparto de las cargas en una institución que carece de insumos, recursos y se deteriora cada día que pasa, como también se deteriora nuestra calidad de vida. Somos parte de la Venezuela sobre la cual recae la crisis, mil veces denunciada, y de la cual el actual gobierno, los patronos públicos y privados son los único responsables. Junto a los otros sectores de la universidad, subsistimos con salarios de hambre y soy de la idea que esta crisis la deben pagar, quienes la provocaron.

Razones para organizarnos y defender nuestros derechos existen de sobra. Sin embargo, esperábamos un mínimo de transparencia de quienes se enquistaron en el seno de la organización sindical, lo que con suma evidencia no fueron capaces de dar. Resumamos, que en más de ocho años, nunca ofrecieron respaldo a las luchas de los docentes, no presentaron finanzas, nunca por motivo propio convocaron a asamblea alguna, el sindicato fue desde sus inicios el club de amigos del partido de gobierno, y escondieron la defensa de los intereses comunes de los trabajadores por la defensa de los intereses del Estado-patrón, desnaturalizando la razón de ser de un sindicato: el de ser la organización para la defensa de los intereses de los trabajadores, para ahora ser la organización de respaldo al gobierno.

Así, que lo tantas veces criticado como costumbre de los sindicatos puntofijistas, por quienes se enquistaron en la cúpula de la organización sindical, fue superada por su cotidiana práctica. Para culminar su obra, en días pasados a espaldas de los docentes y con el respaldo de las autoridades, decidieron que docentes podían ir o no, a los juegos deportivos de Margarita, dejando fuera a un número de profesores por “razones ideológicas”.

Más allá de las simpatías políticas, -que con sumo derechos cada quien tiene- los intereses comunes de los trabajadores le están por encima y su defensa corresponde al accionar de los trabajadores y sus sindicatos. Por eso respeto a la organización sindical que se ha dado cada gremio en el CULTCA. Reconozco como legítimo al sindicato de empleados, y de igual manera al sindicato de obreros. Demás está decir que la unidad gremial es un objetivo a lograr cada vez que la obligación en la defensa de nuestros derechos, así lo exija. Cada gremio debe darse y fortalecer la organización a la que representa, y juntos asumir la defensa de los derechos que nos son comunes y la defensa de la UPTAMCA, como casa de estudios, investigación y extensión.

Organizarse es una necesidad, respaldada en la LOTTT y la CRBV, pero además como arma histórica, reivindico y defiendo al sindicato que hoy sea capaz de impulsar y asumir la lucha con sus trabajadores, educando y peleando. Los profesores del CULTCA-UPTAMCA debemos darnos la organización sindical que nos defienda y eso es solo nuestra tarea. No podemos delegarla a quienes ya han demostrado ser patronales.

Por eso, invito a los docentes a continuar el proceso ya iniciado y a darle vida participando, afiliando, convocando y sumando voluntades al proceso de creación de una fuerte organización sindical, donde todos tienen cabida. Que sea democrática, porque consulta y toma decisiones en asamblea de sus agremiados, en forma periódica. Que sea autónoma, porque solo responde a los derechos e intereses que nos son comunes como gremio y no transa con los patronos. Que sea independiente, porque no responde a los particulares intereses de los partidos políticos, sean de la tolda que sea. El sindicato es la herramienta de lucha de sus agremiados, en la defensa de sus derechos, ante la patronal sea pública o privada.

Los invito a impulsar a SINPROCULTCA, afiliándose, participando y asumiendo sus llamados, siendo útil, crítico y activo, ante el marasmo y el atraso en el que hemos estado sumergidos y ahora nos corresponde enterrar. En esta perspectiva debemos mirar a iguales procesos en otras instituciones, en procura de impulsar la unidad necesaria, en la defensa de los intereses de los docentes.

Por ultimo reafirmo, que nuestra casa de estudios avanzará como universidad en la medida que tengamos instituciones sindicales fuertes, sólidas, autónomas y que defiendan los derechos de sus agremiados. Eso es parte del carácter y el respeto por la vida universitaria que debemos crear.

Atentamente

Profesor: Armando Guerra.

CI: 4348956

La liberación de los trabajadores, será obra de los trabajadores mismos.

10 Noviembre 2016

Archivo

Enlaces

El Libertario
Indymedia
La Guarura
Kaos en la Red
Cuarta Internacional (UIT-CI)
Nodo 50
Insurrectas y Punto
Observatorio Crítico (Cuba)