Chirino: «Ni con Chávez ni con Mendoza, nuestro compromiso es con los trabajadores de Polar»

0

Orlando Chirino considera que más allá de la polarización que el gobierno intentó generar en torno al conflicto con el grupo empresarial Polar, este caso es un perfecto ejemplo de que la mayoría del pueblo venezolano no se identifica con la burguesía opositora ni con la boliburguesía chavista, y más bien se moviliza con cada vez mayor independencia en defensa de sus derechos.

orlando-chirino-ccura

Por: Prensa Unidad Socialista de Izquierda

Orlando Chirino considera que más allá de la polarización que el gobierno intentó generar en torno al conflicto con el grupo empresarial Polar, este caso es un perfecto ejemplo de que la mayoría del pueblo venezolano no se identifica con la burguesía opositora ni con la boliburguesía chavista, y más bien se moviliza con cada vez mayor independencia en defensa de sus derechos.

«El gobierno le ha bajado el volumen a su enfrentamiento verbal con los empresarios de Polar, y esto se debe a que la contundente movilización de los trabajadores, aunada al escándalo de las 100 mil toneladas de alimentos perdidas de PDVAL, han dejado al gobierno desarmado. Se trata de una victoria parcial de los trabajadores que salieron a la calle en defensa de sus puestos de trabajo, no en defensa del patrono como intentó hacer ver el presidente Chávez, quien incluso ridiculizó a los trabajadores. Es una derrota más para un gobierno que dice ser obrerista pero que en la práctica es un agresivo violador de los derechos de la clase obrera. Lo más importante es que los hechos ratifican que la posición que asumimos desde la Unidad Socialista de Izquierda de no defender a Chávez ni a Mendoza, sino los derechos de los trabajadores, era la posición correcta. Quienes ayer se rasgaban las vestiduras porque supuestamente el gobierno iba a avanzar con una expropiación de Polar para garantizar la seguridad alimentaria, hoy se hacen los locos con lo de la comida podrida de PDVAL. Y quienes pretendían encarrilar a los trabajadores hacia posiciones patronales, de defensa de los empresarios, también quedaron ponchados, porque en definitiva lo que desbarató al gobierno fue la movilización independiente de los trabajadores en defensa de sus conquistas y sus derechos», explicó Chirino.

«Es muy importante que el movimiento obrero haya sacado las lecciones necesarias acerca de las nacionalizaciones burguesas, unos procesos en los cuales se pagan miles de millones de dólares a los empresarios, sólo para sustituir a esos patronos privados por burócratas estatales, igualmente explotadores, que se visten de rojo para robar y que son enemigos acérrimos de la autonomía sindical. Nosotros como revolucionarios no alimentamos ninguna esperanza en la clase obrera sobre este tipo de negocios que lo que sirven es para enriquecer a patronos públicos y privados, y a burócratas gubernamentales. Para que haya verdadera socialización de los medios de producción, los trabajadores tenemos que pasar a controlar la contabilidad de las empresas y a tomar decisiones en la conducción de ellas, la producción tiene que orientarse a satisfacer las necesidades del pueblo, y no como ocurre en las empresas que administra el gobierno, donde la boliburguesía y la burocracia roja-rojita hacen y deshacen con los derechos de los trabajadores, y para colmo son un completo fracaso desde el punto de vista productivo y de la administración», acotó el dirigente obrero revolucionario, quien es también candidato a diputado en el circuito 5 del estado Carabobo (Valencia), postulado por el PPT.

«El ejemplo a seguir claramente es el de la movilización. Es lo que tenemos que hacer en el sector público, donde a Chávez se le ocurrió que no habrá discusiones de contratos si estas no pasan por sus manos. Hay que unificar las luchas que se están librando contra los patronos públicos y privados, esta es la única manera de evitar que nos sigan cobrando el alto costo de la crisis, con inflación, escasez de productos de primera necesidad, congelamiento de contratos colectivos, liberación de precios de alimentos, y otras medidas antiobreras y antipopulares cuya ejecución apoyan tanto el gobierno como la derecha opositora. Esta es la hora de la independencia política, de la lucha autónoma de la clase obrera, pues ya los trabajadores no se calan el rol de hacerle bulto a la política burguesa del gobierno y de la oposición proyanqui. Por eso es que cada vez más, la gente escucha con atención lo que planteamos los que nos oponemos a las políticas del gobierno, pero desde la izquierda, proponiendo que en la movilización y la lucha está la salida», finalizó diciendo Orlando Chirino.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *