Clientelismo político en Dianca para dividir y derrotar a los trabajadores

Puerto Cabello, 14 de septiembre de 2011. (Foto laclase.info).- Una denuncia contundente contra el clientelismo político que desarrolla el gobierno y el PSUV en Dianca para dividir a la organización sindical y derrotar a los trabajadores, fue presentada hoy por los obreros del astillero, en el marco de la movilización que diversos sectores sindicales del litoral carabobeño realizaron para defender el derecho a la negociación colectiva, aumento de salarios, reenganche de trabajadores despedidos injustificadamente, respeto a la autonomía sindical y rechazo a la criminalización de la protesta.

Puerto Cabello, 14 de septiembre de 2011. (Foto laclase.info).- Una denuncia contundente contra el clientelismo político que desarrolla el gobierno y el PSUV en Dianca para dividir a la organización sindical y derrotar a los trabajadores, fue presentada hoy por los obreros del astillero, en el marco de la movilización que diversos sectores sindicales del litoral carabobeño realizaron para defender el derecho a la negociación colectiva, aumento de salarios, reenganche de trabajadores despedidos injustificadamente, respeto a la autonomía sindical y rechazo a la criminalización de la protesta.

Los trabajadores de Dianca exhibieron el modelo de carta que la dirección del PSUV envía a la subgerencia de la empresa para postular a militantes de ese partido o amigos de los dirigentes de esa tolda política para que sean posesionados en cargos vacantes, desconociendo los procesos internos de selección de personal y restringiendo el derecho que le asiste a los trabajadores vinculados con antigüedad y calificación, para ascensos y cubrir las vacantes.

Igualmente denunciaron que con esta práctica, los trabajadores que son postulados por el Psuv e ingresados a la nómina de Dianca son obligados a respaldar la gerencia y a los sindicaleros gobierneros que se niegan a reconocer la decisión mayoritaria de los trabajadores, que con sus votos en elecciones libres y transparentes realizadas dos meses atrás, optaron por una nueva dirección clasista y combativa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *