17 julio, 2024

El PSL repudia muerte del indígena pemón Salvador Franco, víctima de la negligencia gubernamental

0

Por Partido Socialismo y Libertad

Manifestamos nuestro mas enérgico y rotundo rechazo ante el trágico desenlace que representa el deceso de Salvador Franco, indígena pemón recluido en el Rodeo II, Guatire, estado Miranda. Su muerte es un hecho que evidencia una vez más que para los pobres, seamos trabajadores, estudiantes, mujeres, campesinos o indígenas, no existe justicia ni se nos garantiza el derecho a la vida y a la salud, ni se respetan los exhortos de organizaciones de derechos humanos, poniéndose en evidencia el estado de indefensión en la que nos encontramos.

Del caso y de las condiciones de los penales 

Dos días antes del show electoral se hace del conocimiento ante el país que Salvador Franco de 44 años, indígena pemón, quien tenia casi un año detenido junto a 12 pemones más, fueron trasladados desde su lugar de origen en San Francisco de Yuruani o Cumaracapai, a mas de 1500 Km, hasta El Rodeo II, falleciendo el 3 de enero 2021 en ese centro penitenciario.

Fue una muerte que se pudo evitar. El 21 noviembre de 2020, los familiares de los 13 pemones denunciaron ante el tribunal cuarto de control de primera instancia en funciones de control del Área Metropolitana de Caracas, las penurias que confrontan sus familiares, logrando que este tribunal emitiera una orden para el traslado de Franco a un centro de salud, orden que nunca fue cumplida por las autoridades penitenciarias.

El 24 de diciembre de 2020, voceros del Foro Penal, afirman que: «La salud de Salvador Franco, se ha deteriorado gravemente. Ya no puede alimentarse, ni siquiera por sí mismo. Su vida y su salud son responsabilidad directa de quienes lo mantienen encarcelado».

Franco muere a causa de «un edema cerebral, shock séptico y reacciones producto de tuberculosis y anemia con bajo conteo de plaquetas». De su proceso de deterioro estaban en conocimiento las autoridades penitenciarias. Pero ademas, por distintas vías, se ha conocido que privados de libertad del Rodeo II presentan síntomas de Covid-19, problemas estomacales y anemias por mal nutrición, una dieta de arroz con granos y muchas veces sólo arroz, consumo de aguas no potabilizadas y muchas veces ni agua. No son atendidos médicamente a pesar de las solicitudes. En ese marco se violaron los derechos de Franco.

Qué busca el gobierno con el aislamiento 

Ya por el trabajador Rodney Alvarez de Ferrominera del Orinoco y el petrolero Eudist Girot hemos visto que es práctica usual de la actual de las autoridades penitenciarias y del gobierno, aislar de su familia, conocidos, compañeros de trabajo, y en el caso particular, de la comunidad indígena pemón, a todas aquellos personas que pudieran argumentar sobre la verdad de los hechos, a favor de la defensa de los detenidos y velar porque se cumpla el debido proceso. Pero además, en el caso de Salvador Franco y sus 12 compañeros, priva la aplicación de los códigos y sistema de justicia de la comunidad pemón, todo esto fue violado por el Estado.

En junio de 2020 Amnistía Internacional exigió que a los 13 pemones se les garantice el debido proceso y el retorno a sus comunidades de origen al sur de Bolivar y mejorar sus condiciones de reclusión. «Estarían siendo procesados penalmente por un tribunal con competencia en terrorismo, sin apegarse a las disposiciones constitucionales y estandares de derechos humanos que indican la obligación de los Estados de respetar los sistemas de justicia indígenas».

El gobierno hace retórica al «reconocer» e «incorporar» a la comunidades indígenas en la constitución. Pero en realidad todo este entramado está organizado para burlar al pueblo sus derechos. En su práctica, poco importan los derechos y obligaciones del Estado, prevaleciendo los intereses políticos y económicos con el gran capital, como por ejemplo la ley Antibloqueo o la imposición del Arco Minero. Para no encontrar obstáculos en su camino crean chivos expiatorios, buscan un culpable al cual criminalizar y con ese ejemplo, sembrar terror para hacer retroceder a los trabajadores y comunidades que defienden sus derechos y demandas, ante un gobierno que ha impuesto el hambre en la vida de trabajadores, campesinos e indígenas, con su paquete de ajuste.

Movilización obrera y popular para enfrentar la crisis y defender las libertades democráticas

Desde el Partido Socialismo y Libertad repudiamos categórica y rotundamente el desconocimiento que desde el el gobierno y los órganos jurisdiccionales se hace de las personas privadas de libertad. Exigimos que se respeten las libertades democráticas, se eliminen las torturas y los tratos crueles e inhumanos, se realicen investigaciones imparciales e independientes de cada caso. Repudiamos la violación del derecho a la vida, a la salud, a la alimentación, y rechazamos el aislamiento y traslado de los privados de libertad, alejándolos de sus zonas de residencias o de sus comunidades.

Estamos por salir de este falso socialismo del actual gobierno, por ello somos partidarios de promover la organización y movilización de los trabajadores y sectores en lucha contra los planes de explotación y de subasta del país..

Rechazamos que se criminalice la protesta y defendemos el derecho a pensar como cada quien crea, sin restricciones. En ese marco marco planteamos que sólo con la movilización permanente obrera y popular daremos al traste con este gobierno capitalista, entreguista, y que no respeta los derechos humanos. Solo la lucha puede cambiar nuestras vidas.

Nos solidarizamos con el pueblo pemón, y nos hermanamos con sus luchas, como también lo hemos hecho con las demás comunidades indígenas. Denunciamos y repudiamos el asesinato de Salvador Franco, porque así ha sido, al fallecer dentro del Rodeo II, y al haber desconocido las solicitudes de sus familiares para que fuese atendido, ante la gravedad de su estado salud.

Caracas, 10 de enero de 2021

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *