La protesta de Tía Juana, es el clamor de la clase obrera petrolera, que muere de hambre y miseria

Por José Bodas Lugo y Fran Luna (directivos de la Futpv)

En la industria petrolera sobran las razones para protestar. Desde C-cura nos solidarizamos y apoyamos la legítima movilización de las trabajadoras y trabajadores de Tía Juana.

El pasado 21 de enero de 2020, un nutrido grupo de trabajadoras y trabajadores de los muelles de Tía Juana, en el Zulia, hartos de los salarios de hambre y de las precarias condiciones de trabajo e inseguridad en la que está hundida la industria petrolera, realizaron una enérgica asamblea, la cual contó con la presencia de trabajadores y trabajadoras provenientes de Maracaibo, la costa oriental del lago y de otras zonas del estado Zulia, con el fin de proponer acciones de lucha por todas sus reivindicaciones, contra el factor de equilibrio 9030, para decirle ¡basta a los salarios de hambre! por la reactivación del seguro médico Sicoprosa, contra la criminalización de los que luchan y para que se discuta democráticamente y se respete la convención colectiva petrolera vencida el 1º. de octubre de 2019, la cual ha sido sistemáticamente destruida por la gerencia de Pdvsa, las industrias mixtas y por Wills Rangel y su camarilla de burócratas ¨rojos
rojitos¨.

Es importante señalar que el origen de ésta situación de deterioro de nuestras condiciones de vida y de trabajo, no se da solo por la ineptitud de los gerentes de Pdvsa, o de Wills Rangel, se trata de una política brutal de ajuste impulsada por el gobierno nacional y aplicada desde la gerencia de Pdvsa, para hacerle pagar a los trabajadores y trabajadoras la terrible crisis que ellos crearon y que se ve agravada aún más por las sanciones y el bloqueo a Pdvsa por parte del gobierno de Estados Unidos, todo con el objetivo de entregarle en bandeja de plata al capital privado y transnacional una industria petrolera con salarios de $3, sin seguro
médico, sin comedores, con una convención colectiva que es violada
sistemáticamente. Por esa razón, desconocen las reivindicaciones y conquistas laborales y criminalizan a los que luchan, despiden y jubilan arbitrariamente a la dirigencia sindical combativa, para dejarle el camino libre a los rusos, chinos, gringos y empresas privadas nacionales. No es casual que el gobierno de Estados Unidos haya extendido la licencia de operaciones a Chevron, Halliburton, Schlumberger, Baker Hughes y Weatherford International.

A los trabajadores y trabajadoras petroleras debemos hablarles con la verdad. Llamar a las cosas por su nombre. En este sentido, desde C-cura le hacemos un llamado a los compañeros que encabezaron la asamblea en Tía Juana, a que rompan con el supuesto legado de Chávez y con el
gobierno de Maduro que es el verdadero responsable de la situación que
padecemos, pues es el gobierno el que viene aplicando un paquete antiobrero, con el cual ha destruido el salario y ha desconocido todos nuestros derechos, todo con la complicidad de la burocracia roja rojita que encabeza Wills Rangel, razón por lo cual recibe grandes privilegios como premio por entregar todas las conquistas y reivindicaciones históricas de la clase obrera petrolera.

A los compañeros que convocaron la protesta en Tía Juana les decimos que los apoyamos y que cuenten con nosotros para seguir movilizando a los petroleros y petroleras por nuestros derechos. Pero alabando
al gobierno que nos mata de hambre, y reivindicando un supuesto legado
inexistente, lo que se hace es crear confusión en los trabajadores y
trabajadoras, perdiéndose de vista el objetivo fundamental que es enfrentar el paquetazo hambreador del gobierno y la gerencia de Pdvsa.

La asamblea en Tía Juana es una demostración de la disposición de lucha de las trabajadoras y trabajadores y que las diferencias políticas y sindicales no son impedimento para unirnos para enfrentar el paquete antiobrero del gobierno nacional. La masiva presencia de trabajadoras y trabajadores activos y jubilados, refleja que los petroleros quieren luchar por sus derechos, por lo tanto es importante que todas las corrientes sindicales que creemos que es con la lucha que podemos derrotar a
este gobierno hambreador y conquistar el respeto a la convención colectiva, el salario, el seguro médico y todas nuestras reivindicaciones, articulemos
esfuerzos para organizarnos democráticamente, de manera autónoma e
independiente tanto del gobierno como de la oposición patronal, sin caudillos ni expresiones autoritarias.

Pero no podemos seguir confundiendo a los petroleros y petroleras diciéndoles que el problema es solo Wills Rangel o algún gerente, y seguir defendiendo a un gobierno que acabó con todos nuestros derechos y beneficios.

De allí que proponemos que se convoquen asambleas en todas las áreas de trabajo y se constituyan los comités de base para ordenar nuestras fuerzas y poner en marcha un plan de lucha y de movilización para derrotar a la gerencia de Pdvsa, a Wills Rangel y al paquetazo hambreador del gobierno, con el que pretenden seguir empujándonos hacia la miseria.

24 de enero de 2020

1 pensamiento sobre “La protesta de Tía Juana, es el clamor de la clase obrera petrolera, que muere de hambre y miseria

  1. Reconozco sus luchas Fran y José pero si ustedes pertenecen al comité ejecutivo de la Mal llamada FUTPV y permitieron que este Vendido que se llama Wuill Ranjel vendiera Todos los beneficios de la Contratación. Colentivas Petrolera yo les recuerdo cuando Carlos Ortega fue presidente ahí se Respetaban las desiciones Del CDN Consejo directivo Nacional no ceo que ustedes no tuvieron mayoría para detener el desastre

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *