Publicado el: jue, Feb 17th, 2011

Medios oficiales aporrean a los trabajadores y estudiantes revolucionarios de la ULA

Por Colectivo Libre Aquiles Nazoa

Caracas, 17 de febrero de 2011.- A la alianza antiobrera del gobierno y la derecha universitaria se le ven las costuras desde que inició la huelga de trabajadores y estudiantes, este lunes en la Universidad de los Andes. Rápidamente el Ministerio de Educación Universitaria fijó posición, a través del viceministro Jehyson Guzmán, en contra de los trabajadores, llamándolos a deponer la huelga y “dialogar” con las autoridades universitarias. Hoy, luego de la suspensión de las actividades por parte del rector derechista Mario Bonucci, medios de comunicación gubernamentales como Radio Nacional de Venezuela y Aporrea.org han apoyado sin pudor a las autoridades rectorales, difundiendo calumnias contra los trabajadores y apoyando la criminalización del derecho a la huelga.

En la noticia publicada por RNV y reproducida por el medio oficial Aporrea.org, se lee: “Las autoridades de la Universidad de Los Andes (ULA), núcleo Mérida, decidieron suspender las actividades académicas y administrativas tras los hechos de violencia que se han suscitado entre encapuchados y la policía desde el pasado martes 15 de febrero”. Los medios oficialistas no mencionan que se realiza desde el lunes una huelga de trabajadores, por medio de la cual se exige el pago de deudas, el cumplimiento del contrato colectivo, y el ingreso a nómina de más de mil trabajadores contratados. RNV y Aporrea también reproducen íntegro el comunicado ultrarreaccionario del rector Bonucci.

Aporreando a los trabajadores y los estudiantes

Lejos de condenar la represión policial y el allanamiento ilegal de la Facultad de Medicina el día de hoy, acción represiva ejecutada en momentos en que se realizaba una asamblea de trabajadores y estudiantes, RNV y Aporrea caracterizan estas acciones como “violencia… entre encapuchados y la policía” (!). Las brutales acciones policiales, en las que se ha hecho uso indiscriminado de perdigones y bombas lacrimógenas, han dejando a dos trabajadores y tres estudiantes heridos. La Grilla, camión blindado antimotines, derribó un portón de la Facultad de Medicina e ingresó al recinto universitario, permitiendo la arremetida represiva de las fuerzas policiales a las órdenes del gobernador Marcos Díaz Orellana (Psuv). Los medios gobierneros, en su apoyo incondicional a las autoridades rectorales de la MUD, nada dicen sobre ello.

El comunicado de la vergüenza

El rector Bonucci, operador universitario de la Mesa de la Unidad Democrática, allegado al partido Acción Democrática, y un furibundo enemigo de los trabajadores, ahora cuenta con el apoyo oficioso de Aporrea.org y los medios radioeléctricos estatales. Así, su maniobra de suspender las clases para aminorar el efecto de la huelga en servicios como el de comedor universitario, es apoyada incondicionalmente por los esquiroles mediáticos del gobierno.

Aporrea.org y RNV reproducen íntegro, sin más comentarios que la introducción que ya hemos citado, el comunicado antiobrero con el que se anuncia la suspensión de las clases. En dicho comunicado podemos leer afirmaciones sorprendentes como las que siguen:

“personas encapuchadas se refugian en los ambientes universitarios… también han ocurrido ataques físicos a miembros de la comunidad universitaria… ha sido amenazada una Decana con la destrucción de vehículos de su Facultad… el Consejo Universitario y las Autoridades de la Universidad han hecho todos los esfuerzos posibles por atender las demandas del sector obrero…”. Una nauseabunda sarta de mentiras cuyo fin es justificar medidas represivas y judiciales contra los huelguistas.

Rector derechista acuerda con el gobierno futuros allanamientos

El Rector califica en su comunicado a los trabajadores en huelga como “minorías violentas que vulneran las reglas básicas de la convivencia democrática”, y anuncia que se perseguirá judicialmente a los que luchan. Pero lo que es más grave aún, otorga una velada autorización a los cuerpos policiales para que realicen nuevos allanamientos ilegales del recinto universitario, como los realizados el lunes y jueves de esta semana.

Así, Bonucci pide a los cuerpos policiales “salvaguardar y garantizar el orden público” de acuerdo a lo establecido en el artículo 7 de la Ley de Universidades. Dicho artículo establece los criterios de excepción al principio de la inviolabilidad del recinto universitario. Así, el Rector invoca nuevos allanamientos por parte de los cuerpos policiales, a nombre del “orden público”. En su desesperación por aplastar violentamente la huelga, las autoridades universitarias y el gobierno desconocen uno de los elementos fundamentales de la autonomía universitaria.

(Ver: http://aporrea.org/educacion/n175221.html)

Archivo

Enlaces

Unidad Internacional de los Trabajadores (UIT-CI)
Izquierda Socialista
Flores en Daraya
Lucha Internacionalista
Observatorio Crítico (Cuba)