Hay dinero para hacer campaña, pero no para los salarios ni para arreglar el hospital, Oscar Linares

1

Por Laclase.info

Caracas, 12 de noviembre de 2021.- Faltan solo pocos días para las elecciones regionales convocadas por el CNE, que ha designado la Asamblea Nacional de facto, instalada el pasado enero. Entonces, en plena campaña electoral, ya las calles se encuentran repletas de afiches en los postes del alumbrado público, volantes regados por las aceras y en las plazas toldos de las candidatas y candidatos del gobierno y de sectores opositores de derecha.

La dinámica electoral descrita nos hace recordar los años anteriores al inicio de la crisis económica, que comenzó en 2014 y persiste hasta la actualidad. Podríamos creer que estamos en una nueva bonanza petrolera, pero que ahora se restringe a las élites políticas y su intento de organizar escenarios de aparente normalidad democrática. Sin embargo, cuando conservamos con Oscar Linares, delegado sindical en el Oncológico Luis Razetti de Sirtrasalud Distrito Capital, encontramos es la denuncia de una situación crítica y trágica: la depauperación del salario de las trabajadoras y trabajadores del sector salud y la destrucción del centro hospitalario mencionado, con decenas de pacientes sin acceso a atención médica para una enfermedad como el cáncer.

A continuación, en esta breve entrevista, exponemos la cara que están intentando ocultar el gobierno antiobrero y autoritario de Maduro y sectores opositores de derecha, con un gasto obsceno de recursos en la presente campaña electoral.

1.- ¿Cómo se encuentra el Oncológico Luis Razetti y la atención médica en ese hospital?

El hospital está en una completa desidia y abandono con graves problemas de infraestructura, sin insumos sanitarios y con muchos equipos médicos dañados. Ya en otras oportunidades te he mencionado lo de las filtraciones, el deterioro de los baños y la falta de suministro de agua, pero también hay dos problemas que quiero señalar ahora: el hospital tiene cinco pabellones y solo funciona uno solo, además no sirve el alumbrado de los diferentes servicios.
Otro grave problema es la falta de insumos sanitarios como la solución 0.9 y el kit operatorio completo, que es muy costoso y los familiares de los pacientes deben pagar ese dinero. Entonces, ¿de qué derecho a la salud estamos hablando? En realidad hay una privatización en los hechos.

La existencia de un solo pabellón en funcionamiento y la deserción de personal médico ha generado que se reduzca la cantidad de pacientes atendidos y operados. Hay una larga lista de pacientes esperando por su operación y ya se nos ha dicho que no se puede abrir historia médica a nuevos pacientes hasta el próximo año. Y estamos hablando de personas con cáncer, una enfermedad terrible, que no espera.

2.- ¿Cuál es la situación salarial de las trabajadoras y trabajadores del Oncológico Luis Razetti?

El salario mínimo ronda los 7 bolívares mensuales, un dólar y medio al mes. Casi nada. Y la contratación colectiva firmada este año a la espalda de los sindicatos de base y de todo el personal del sector salud, por la burocracia sindical patronal, que obedece los lineamientos del gobierno, tampoco sirve de mucho, porque son clausulas muy bajas y no entran en los cálculos de los beneficios laborales. Nos han bonificado nuestros ingresos salariales.

Te doy unos ejemplos: una camarera grado 2 gana un salario de entre 40 o 35 bolívares mensuales como 9 dólares, y un portero grado 3 tiene un salario de entre 70 o 60 bolívares mensuales como 13 dólares. Los supervisores que son grado 9 o 10 ganan entre 120 o 110 bolívares mensuales como 25 dólares. El salario más alto según nuestro escalafón laboral es de solo 25 dólares mensuales, cuando la canasta básica ya pasó los 300 dólares mensuales. Además, con esos montos de salarios, sin incluir los bonos de las cláusulas contractuales, es que nos están calculando todos los beneficios laborales: aguinaldos, vacaciones y prestaciones sociales. Así estamos.

3.- ¿Cuál es el llamado a tus compañeras y compañeros de trabajo del Oncológico Luis Razetti?

Yo veo que hay dinero para hacer campaña, pero no para los salarios ni para arreglar los hospitales. Entonces, nosotros como trabajadoras y trabajadores del Oncológico Luis Razetti y de todo el sector saludi debemos organizarnos y luchar para exigir al gobierno y a la directiva del hospital, encabezada por la doctora Yajaira Armejo, que nos paguen un salario que cubra la canasta básica y aumenten la inversión en el hospital para que se pueda realmente garantizar el derecho a la salud.

1 pensamiento sobre “Hay dinero para hacer campaña, pero no para los salarios ni para arreglar el hospital, Oscar Linares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *