Chile: Gobierno derechista de Piñera responde con represión asesina a la poderosa movilización obrera y estudiantil

0

26 de agosto.- Un adolescente fue asesinado por los Carabineros la noche de este jueves al recibir un balazo en el pecho, en una acción que demuestra la desesperación del gobierno derechista de Piñera por aplastar la movilización estudiantil, mientras se cumplía la segunda jornada de huelga general exigiendo educación pública y gratuita. Más de 1300 personas han sido detenidas en los últimos dos días, como parte de una política oficial que busca aterrorizar a la población para que no proteste. Sin embargo, las acciones gubernamentales hasta el momento sólo han avivado la ira popular.

26 de agosto.- Un adolescente fue asesinado por los Carabineros la noche de este jueves al recibir un balazo en el pecho, en una acción que demuestra la desesperación del gobierno derechista de Piñera por aplastar la movilización estudiantil, mientras se cumplía la segunda jornada de huelga general exigiendo educación pública y gratuita. Más de 1300 personas han sido detenidas en los últimos dos días, como parte de una política oficial que busca aterrorizar a la población para que no proteste. Sin embargo, las acciones gubernamentales hasta el momento sólo han avivado la ira popular.

El joven de 14 años asesinado se llamaba Manuel Gutiérrez Reinoso.

Uno de los testigos del asesinato relató que “pasó una patrulla de Carabineros que disparó y ellos se lanzaron al suelo, pero el joven ya había recibido el impacto de bala”, reportó la corresponsal de teleSUR Beatríz Michell. El ministro del Interior, Rodrigo Ubilla, justificó el crimen alegando que el joven fue asesinado en medio de «enfrentamientos», contradiciendo la versión de los testigos del hecho.

La represión desatada por el gobierno derechista ha puesto en evidencia el carácter antidemocrático del régimen chileno. Menos del 26% de los chilenos aprueba la gestión del empresario derechista Piñera.

Otro joven, Mario Parraguez Pinto, de 18 años de edad, recibió un disparo en un ojo por parte de los represores en Santiago, y se encuentra en estado de extrema gravedad.

La segunda jornada de Paro Nacional fue convocado por la mayor central sindical del país, y fue enfrentada con saña criminal por parte del gobierno. Las fuerzas represivas dejaron a 53 personas heridas, además del joven asesinado.

En Chile se presenta un auge en las luchas populares, pues la huelga general y la lucha estudiantil ha sido precedida por paralizaciones en el sector minero y el educativo.

Entre las exigencias del paro general, además de la exigencia central de una educación pública y gratuita, se encuentran la realización de plebiscitos sobre el tema educativo, la re-nacionalización del cobre, una reforma nacional tributaria y una nueva constitución que reemplace a la impuesta por la dictadura fascista de Augusto Pinochet (1973-1990).

Desesperación ante el poderío de la movilización estudiantil y obrera

La represión asesina desatada por Piñera es una muestra de la desesperación gubernamental ante el avance obrero y popular. La policía incluso tuvo que cercar con vallas metálicas el perímetro que rodea la Casa de Gobierno para evitar el avance de las movilizaciones. Se trata de un gobierno sitiado por el pueblo.

La protesta “es la respuesta del pueblo de Chile a los que les niegan sus derechos, a los que no quieren conversar. Ahora es el momento de ponernos a conversar de verdad o si no esto va a seguir”, aseguró el dirigente de la CUT, Arturo Martínez.

Unas 600 mil personas manifestaron en todo el país durante este jueves. Un 80% de los empleados públicos se adhirieron a la huelga.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *