Carta abierta a los trabajadores: Por un 2015 de triunfos contra la explotación de patronos públicos y privados y el burocratismo sindical

0

chrysler1

Por: Partido Socialismo y Libertad/ Corriente Clasista, Unitaria, Revolucionaria y Autónoma

A pocas horas para despedir el año hay cientos de trabajadores despedidos, con sus familias atravesando por una difícil situación, sin recursos para comprarle a sus hijos el «estreno» de fin de año, o los juguetes que tradicionalmente se regalan en esta época. Otros a los que se les siguen violando sus derechos, con salarios miserables, detenidos como el caso de Rodney Alvarez, trabajador de Ferrominera del Orinoco y los 3 trabajadores de Sidor o las decenas de trabajadores de empresas del sector público o privado judicializados por luchar dignamente en defensa de sus derechos.

Vaya nuestro saludo solidario a los incontables padres y madres de familia, víctimas de una política que busca descargar la crisis sobre los hombros de los trabajadores, que se expresa en el acuerdo entre el gobierno del presidente Maduro y amplios sectores de la burguesía y los nuevos ricos “rojo-rojitos”.

Es en ese marco que decimos que es la hora de la unidad de acción de todos los trabajadores sin distingos políticos, sin importar el sector o la empresa a la que se pertenezca. Todos estamos atravesando por la misma situación. Todos sufrimos la calamidad de las colas en los mercales, bicentenarios y supermercados privados para conseguir los productos de la canasta básica. Todos vemos como nuestros salarios se deterioran cada vez más, destruidos por la inflación más elevada de América Latina, que este año va a pasar largo del 60%.

Esa política nefasta en la que los funcionarios y burócratas gubernamentales prefieren atender de manera expedita los caprichos de los patronos, y que junto a la burocracia sindical del Psuv y la Cbst, central sindical arrodillada al gobierno, acuerdan despidos, suspensiones de empresas, desconocimiento de los contratos colectivos, o imposición arbitraria de los mismos, como fue el caso de Sidor.

Es necesario denunciar a muchos de esos dirigentes sindicales que se llenan la boca con un supuesto “legado”, que sólo ha traído escasez, alto costo de la vida, despidos, apagones, falta de agua, vías públicas intraficables, en general, más vicisitudes para el pueblo trabajador.

U otros que se autodenominan “militantes revolucionarios”, o se llenan la boca con frases altisonantes como “ni burocratismo, ni capital”, pero que en la práctica muestran su verdadero rostro cuando terminan siendo títeres de los patronos, prestándose a la miserable misión de despedir compañeros de trabajo, en una santa alianza perversa entre empresarios, inspectores del trabajo y sindicalistas.

Y hay otros, que nunca se reivindicaron «revolucionarios», o que hace años renunciaron a las banderas del socialismo y el clasismo, y que más allá de su discurso antigubernamental, hoy son instrumento de los patronos privados y las transnacionales, y correa de transmisión en el seno del movimiento obrero de los partidos agrupados en la MUD y el imperialismo.

Todos estos dirigentes sindicales perdieron su sentido de clase y están al servicio de los intereses de los explotadores y pretende que los trabajadores seamos meras máquinas de reproducción del sistema capitalista.

Sin embargo, dentro de la desesperación y la angustia en los rostros de tantos compañeros siempre hay una alternativa a la mano y es la de confiar en nuestros hermanos y hermanas que están sufriendo y buscando la forma de confrontar esta crisis que los poderosos han echado sobre nuestros hombros.

Es necesario el reencuentro de los trabajadores en lucha para rescatar nuestros valores, los principios básicos que forman nuestra identidad como clase trabajadora. La democracia obrera manifiesta en las asambleas de base, la autonomía sindical donde priven los derechos de los trabajadores y el carácter revolucionario de la clase, siempre apuntando hacia la necesidad de preparar a las bases para que en este país gobiernen los que nunca han gobernado: la clase trabajadora y el pueblo oprimido.

Sabemos que aún hay esperanzas y estamos seguros que el 2015 será de muchas luchas y conflictos, cada vez más radicalizados y extendidos. Estamos seguros que esas luchas se convertirán en triunfos, si la gran disposición a movilizarnos que existe en la clase obrera, se concreta en la unidad de todos los trabajadores.

Este año 2015 se plantea como un año de compromiso no sólo con el apoyo a las luchas que siguen y vendrán, sino con la necesidad de seguir construyendo la unidad de los que luchan y coordinando acciones masivas para lograr derrotar la política antiobrera de los despidos y las violaciones de los contratos colectivos, sobre la base de la democracia de base y la autonomía sindical. Una unidad para la movilización donde independientemente de nuestras tendencias ideológicas, antepongamos los intereses de la clase trabajadora y desbordemos al gobierno, a los patronos y a la burocracia sindical patronal que pretende arrodillarnos.

El Partido Socialismo y Libertad y la Corriente Clasista, Unitaria, Revolucionaria y Autónoma envían un abrazo solidario, de lucha y compromiso inquebrantable con los intereses de todos los trabajadores del país. Pero con especial énfasis a los compañeros despedidos de Chrysler, a los de Ajeven-Big Cola, a los de Filtros Wix, Pepsi Cola, Coca Cola, Vicson. A los de Toyota, a los de los centrales azucareros, a los universitarios, que se preparan para dar una nueva pelea el año que viene por su salario y la contratación colectiva. Un saludo especial a los compañeros y compañeras de Suramericana de Soplados, y a nuestros camaradas de Aerocav. Con mucho cariño y respeto a los aguerridos luchadores de Canteras Cura que siguen al pie del cañón cosechando victorias y apoyando solidariamente a todos los que hoy pelean por sus reivindicaciones. Un gran abrazo a los petroleros, que nos vienen acompañando en la titánica tarea de construir una fuerte corriente que dispute con éxito la dirección de la Futpv. A los sidoristas, en especial a la corriente sindical Tendencia Clasista, que disputará en enero la dirección de Sutiss.

Definitivamente, es un honor conocer a tantos compatriotas que hoy están dando el ejemplo de resistencia y valor en defensa de sus puestos de trabajos y, en fin por la fuerza laboral que es la que nos podrá sacar del atolladero económico en la que corruptos y explotadores han sumergido a nuestro país.

El PSL y C-cura, le dicen a todos los trabajadores y trabajadoras del país, que en el 2015 pueden seguir contando con nuestro respaldo incondicional. Que nuestros volantes, el periódico de nuestro partido, así como la actividad y entrega de nuestros militantes están a su entera disposición para que las luchas triunfen, en la perspectiva de la liberación definitiva de la clase obrera, que sólo será posible en el verdadero socialismo y en un gobierno de los trabajadores y el pueblo, sin burócratas ni explotadores.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *