La batalla por las elecciones sindicales en Ajeven

0

Por: C-cura/Carabobo

Valencia, 16 de enero de 2015.- Los 540 trabajadores de Ajeven, empresa embotelladora de refrescos Big-Cola ubicada en la zona industrial El Recreo de la ciudad de Valencia, fueron sorprendidos la madrugada de este viernes 16 de enero con la infame noticia que las elecciones sindicales que deberían realizarse en esta fecha habían sido suspendidas. Efectivamente, el sindicato patronal en una jugada desesperada hizo renunciar en forma clandestina a integrantes de la Comisión Electoral que tienen afinidad con la burocracia sindical, para entrabar el proceso eleccionario.

Además creó recelo entre los trabajadores el hecho de que la oficina del CNE en Valencia, le hubiese avalado a la burocracia sindical tal suspensión de las elecciones y una supuesta recomposición de la Comisión Electoral, acto por demás violatorio de la LOTTT que ordena que la elección y/o recomposición de la misma es un acto autónomo de los trabajadores en asamblea, y la renuncia de uno o varios de sus miembros no desactiva las elecciones ya que sus cargos serán suplidos por los integrantes de la comisión que no renunciaron.

Trabajadores indignados marchan hasta el CNE

La respuesta masiva y combativa de los trabajadores no se hizo esperar. Quienes salieron del tercer turno junto con sus compañeros que habían llegado temprano a votar, de inmediato armaron una caravana desplazándose hasta el CNE para denunciar el atropello de la burocracia sindical y exigir a los funcionarios del rector electoral las aclaraciones pertinentes al procedimiento anómalo y violatorio de la ley.

Como era de esperarse, en las oficinas del CNE los funcionarios quisieron darle largas a la resolución del conflicto, intentando convencer a los integrantes de la comisión Electoral que no renunciaron, a que hicieran un escrito para enviar a la ciudad de Caracas, hecho que fue rechazado por los trabajadores habida cuenta que todos entendían que esa era una jugada para aplazar indefinidamente el proceso electoral.

Igualmente quisieron colocar como obstáculo la supuesta inexistencia de los cuadernos electorales originales, los cuales están secuestrados por la actual junta directiva de la organización sindical. Pero con lo que no contaban, ni la burocracia sindical ni los funcionarios del CNE, era que los compañeros que no renunciaron tenía copia digital y en físico de los mismos para dar curso al proceso electoral en forma inmediata. Por eso la exigencia al CNE por parte de los trabajadores se mantenía firme en qeu se hiciera las elecciones y no se avalara la maniobra de la burocracia sindical de suspender las elecciones.

Ante este escenario, cerca de las 11 de la mañana, los funcionarios del CNE no tuvieron más remedio que solicitar la reimpresión de los cuadernos electorales y pedir un tiempo para hacer consultas pertinentes. De inmediato los trabajadores se reorganizaron en las puertas del CNE para retornar hasta la empresa, instalar las mesas de votación con los integrantes designados y darle curso al proceso electoral.

Así de esta forma, los trabajadores libran una beligerante batalla por hacer respetar el proceso electoral que quiere ser torpedeado por la burocracia sindical con la complicidad de la empresa, la inspectoría regional del trabajo y el CNE.

Es de tenerse en cuenta, que en esta empresa, fueron despedidos en forma arbitraria e ilegal 105 trabajadores que se mantienen firmes en la defensa de su trabajo y que saben que el éxito de su lucha por alcanzar el reenganche depende en gran medida del apoyo de sus compañeros de trabajo y de un sindicato que este efectivamente al servicio de los trabajadores, para lo cual es urgente derrotar a la burocracia sindical.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *